25 sep. 2012

Conspiradores






"La oposición artística constituye hoy una de las fuerzas que pueden contribuir de manera útil al desprestigio y a la ruina de los regímenes bajo los cuales se hunde, al mismo tiempo que el derecho de la clase explotada a aspirar a un mundo mejor, todo sentimiento de grandeza e incluso de dignidad humana"

Manifiesto por el arte revolucionario independiente, México, 1939




de Alejandro Nicolau
¡Finalmente fui a ver la obra de teatro -de sombras- que viernestrasviernestrasviernestrasviernes, venía postergando! Así, voraz y cansada, con mi amiga B. llegamos a tiempo para ver ¿Qué soñará Corbalán? del grupo Teatro al Manubrio.
Lectores asiduos de La Papelera podrán recordar lo que escribimos unos meses atrás sobre este mismo grupo teatral y su obra Amor de Músico (que sigue en cartel), así que aquí va nuestra segunda recomendación, a modo de insistencia, para que no se pierdan ni una ni otra.

Quizás te sorprenda I

Cierto prejuicio me ronda, para qué negarlo. Ese que engloba a los/las artistas (y también, más cercano a mi, a quienes hacen ciencia) en una gran masa de individuos despolitizados y descomprometidos con su entorno. Son pocos, es cierto, los que se movilizan ante causas justas o ponen su arte al servicio de luchas. Y son muchos, también es cierto, quienes creer formar parte de una selecta élite que los separa del resto de los mortales y de sus miserias.


Sé que mis prejuicios contra los artistas están basados en simplificaciones de la realidad, y pese a que respeto y disfruto el trabajo que muchos de ellos realizan (porque, como escuché por ahí, no vivo sólo de amor y política), siempre me queda el sinsabor de ese snobismo y la inmensa impotencia que me provoca que millones de seres humanos no puedan compartir el disfrute. 
Contra ese prejuicio, Mariano Quiroga Curia (profesor, director, actor y entre otras tantas cosas, amigo), hace una campaña sistemática por demostrar lo contrario y ha logrado convencerme de que puede hacerse arte comprometido, militante y con una perspectiva revolucionaria.
Pese a mis innumerables límites, aún conservo la capacidad de sorpresa y esta vez, son los artistas de Teatro al Manubrio quienes causan mi asombro. Si ya habían captado mi atención (por sus juegos, su frescura y su mirada del amor) y mi respeto (descentralizando la cultura, se han propuesto llevar sus obras a ciudades del interior del interior con su gira interbarrial), hoy me ganan el corazón por montar esta otra obra política, ácida y graciosa (y por volver a hablar del amor y de los sueños así, tan bonitamente)


Quizás te sorprenda II

Para quien ha vivido en Tucumán los últimos años, ¿Qué soñará Corbalán? es la síntesis de los mil y un temas que nos revuelven las tripas en el correr de los días, de los irresueltos problemas estructurales, de la prepotencia del gobierno... Nos cuentan de las penurias de los laburantes, sus viviendas desoladoras, la manipulación de los medios de comunicación, la rosca y el enriquecimiento de los funcionarios y sus partidos, el circo de infinitas burocracias, la violencia machista, la trata de personas, las mafias, el aumento del cospel, el tope de las 4 am y el IPLA controlando y castigando nuestros escasos momentos de ocio, las cámaras que nos vigilan dentro y fuera del trabajo... y una tristeza profunda: la ausencia de los trenes. 
En la visita que pájara. sullivan. y Boris (los papeleros platenses) hicieron a Tucumán hace unas semanas, conocimos los Talleres Ferroviarios de Tafi Viejo y nos innundó una inconsolable melancolía.
No escribiré mucho al respecto, porque pájara tiene un post prometido pero !hay tanto tanto que decir! Teatro al Manubrio aborda el tema desde varios lugares, incluyendo la ironía, mediante el anuncio radial de una "nueva" reinauguración* de los talleres.

foto de pájara. en los Talleres Ferroviarios de Tafí Viejo


Sueña Corbalán con transformar este mundo, oculto en los suburbios de la ciudad. De esta manera, contra el desgano y la opresión, tres actores militan, aman, denuncian y resisten. Un grupo clandestino, un proyecto delirante, trama de túneles, suspicacias escondidas en naranjas amargas, actos de vandalismo, solidaridad y alianza de clase y una imagen de Juana Azurduy van creando una amalgama imperdible de lo cotidiano.


Quizás te sorprenda III

No sólo es una obra política por su contenido, si no por la elección del lugar donde la presentan: la sala La Sodería Teatro (Juan Pose y 1º de Mayo), que viene reclamando el cumplimiento efectivo de la Ley Provincial N° 7854/06 y reclaman, en una cruzada contra el Ente Cultural de Tucumán, el correspondiente apoyo económico a las salas independientes que sostienen la actividad teatral durante todo el año. ¡Desde La Papelera adherimos a su justo reclamo!


Quizás te sorprenda IV 
(el último, lo juro)

Actúan en la obra Yesika Migliori, Roberto Lopez y Leandro Ortega, con la dirección de Mario Ramirez. Había tenido el gusto y la oportunidad de verlos actuar a todos en otras obras, excepto a Yesika Migliori y... ¡alta actuación! Sin duda, andaré buscando sus futuras obras para volver verla actuar, me entusiasma la idea.
También están las manos creativas de Alejandro Nicolau y Martin Chebaia, y la música de Javier Seco y Augusto Salado, además de las melodías alegres de 
La Banda del Río Salí, (que merece un post propio).

Roberto Lopez, Yesika Milgliori y Leandro Ortega**

Quizás te sorprenda V 
(Ups!)

Con todo estos temas, volví a mirar dos o tres textos que hablan del arte y la política, del arte militante y contestatario. Algo conté alguna vez de ciertos artistas que admiro, muy poquitito de Bertolt Brecht y un poco más de Courbet, pero aprovecho esta entrada para dejarles a mano un puntapié de la discusión sobre arte y revolución, que escribió André Bretón y Diego Rivera junto a León Trotsky en 1939, en su Manifiesto por el Arte Revolucionario Independiente. Contestarios y profundos, escriben sobre los artistas, sobre la regimentación que ejerce la burguesía o el liberalismo económico sobre las obras; sobre el arte "puro"; el arte "libre"; el arte en conyunturas de paz y de guerra; sobre la dialéctica en el arte... declamando de forma contundente y sin ninguna ingenuidad: "toda libertad en el arte". Para quienes quieran leer un manifiesto más reciente que discuta el arte desde la izquierda marxista, mis compañeros (y artistas) de Contraimagen desarrollan sus ideas en esta página.




EXTRA!  EXTRA!
(Cartelera para sorprender)


¿Aún no vieron Amor de Músico? Les quedan dos bises imperdibles en el Centro Cultural Virla, 
los Sábado 29 de Septiembre y 6 de Octubre a las 22hs.

Podrán ver ¿Qué soñará Corbalán? los viernes de Octubre en la Sodería a las 22hs, así que estén atentos o agreguen a Teatro al Manubrio al facebook para estar actualizados y no faltar.

Sombras de la escenografía de ¿Qué soñará Corbalán? **

* Se anunció la reapertura de los Talleres Ferroviaros de Tafí Viejo dos veces en los últimos 9 años: una por Néstor Kirchner, otra por Cristina Fernandez. Siguen cerrados y desmantelados.
** Todas las fotos fueron robadas impunemente de las páginas de facebook de Teatro al Manubrio o La Sodería. No sé quien fue el fotógrafo, si me pasan el dato lo pongo :-) gracias!